La gratitud, más que un sentimiento, es una forma de ver la vida. Nos permite identificar y reconocer las cosas buenas que tenemos, los acontecimientos favorables que suceden día a día y las personas que amamos y nos aman.

La evidencia científica afirma que las personas que muestran gratitud diaria son más felices, optimistas y presentan menos síntomas físicos como dolores de cabeza, resfriados y depresión.

¿Cómo la gratitud aumenta tu felicidad?
1. Permite valorar las experiencias de la vida
2. Aumenta la estima personal
3. Permite sobrellevar el estrés y el trauma
4. Promueve la ayuda a otros
5. Ayuda a construir lazos fuertes
6. Evita compararse con otros
7. Disminuye los sentimientos de envidia, enojo y avaricia

¿Cómo practicar la gratitud diariamente?
Lleva un “diario de gratitud” ¡y todos los días en la noche anota tres cosas por las cuales estás agradecido!

Deja un comentario