El milagro de la maternidad: ¿Qué esperar cuando estás esperando?

Cuando te enteras de que estás embarazada puede comenzar la planificación de tu embarazo semana por semana. Es posible que con cada nuevo día tengas más preguntas sobre el embarazo saludable. “¿Qué debo comer? ¿Se puede hacer ejercicio? ¿Qué tipo de pruebas prenatales debo considerar?”

Si estás esperando gemelos es posible que tengas aun más preguntas. “¿Cuánto peso voy a ganar? ¿Cómo se puede prevenir el parto prematuro? ¿Será necesario el reposo en cama?”

Cualquiera que sea tu pregunta, comprender tu embarazo según sus etapas puede ayudarte a tomar buenas decisiones durante todo el embarazo y a estar más preparada para lo que viene.

bebé maternidad embarazo

El primer trimestre: cambios rápidos para ti y tu bebé

Para ti, los cambios físicos del primer trimestre pueden incluir dolor de pecho, fatiga y náuseas. Tus emociones pueden ir desde la alegría a la ansiedad. Para tu bebé, el primer trimestre es un período de rápido crecimiento y desarrollo. El cerebro, la médula espinal y otros órganos comienzan a formarse y el corazón comienza a latir. Dedos de manos y pies empiezan a tomar forma. Si estás en el primer trimestre de tu embarazo, haz una cita con tu médico para comenzar el cuidado prenatal.

El segundo trimestre: ¡ahora es el momento de disfrutar de tu embarazo!

Durante el segundo trimestre te comenzarás a sentir mejor y tu bebé puede empezar a parecerte más real. Algunos signos y síntomas pueden incluir pechos más grandes, un vientre creciente y cambios en la piel. Para tu bebé, el segundo trimestre a menudo marca la capacidad de patear, hacer expresiones faciales y oír. En la semana 20 estarás a medio camino en tu embarazo. Las visitas regulares al médico aún son importantes. Infórmale lo que está en tu mente, aunque te parezca tonto o sin importancia.

El tercer trimestre: un reto emocional y físico

Los síntomas del tercer trimestre pueden incluir dolores de espalda, tobillos hinchados y ansiedad. Durante el tercer trimestre tu bebé probablemente abra sus ojos y gane mucho peso. Este rápido crecimiento puede dar lugar a movimientos fetales más pronunciados. Al final de la semana 37 el bebé se considera a término. Tu médico comprobará la posición del bebé y evaluará los cambios cervicales.

Durante el embarazo, tu salud y la de tu bebé son la principal prioridad.

Si tienes alguna condición crónica como diabetes, obesidad, epilepsia o depresión, es importante entender cómo tu condición podría afectar tu embarazo y qué complicaciones podrías enfrentar. Es posible que necesites una vigilancia estrecha o un cambio en el plan de tratamiento.

En otros casos los problemas en el embarazo, como la diabetes gestacional, complican lo que parecía ser un embarazo saludable. A pesar de estos posibles problemas, existen acciones que puedes realizar para disminuir el riesgo de complicaciones y así poder disfrutar de esta maravillosa etapa.

Fuentes: Mayo Foundation for Medical Education and Research (MFMER).

Productos recomendados:

Rescate® plus: solución natural que alivia el estrés y la ansiedad durante el embarazo.

ok_1089

Aceite de Jojoba: cera líquida humectante para todo tipo de piel que evita la aparición de estrías.

aceite de jojoba

Femenino-19: fórmula Homeopática para aliviar las náuseas y vómitos del embarazo.

femenino19

 

Deja un comentario